Este arroz con mango es más que una simple receta, estamos hablando de que esta receta es un postre, un postre tailandés.

Al igual que en Occidente tenemos el aclamado y amado arroz con leche, en Tailandia este postre es tradicional.

Arroz con mango, el postre tailandés

Arroz con mango

Tiempo de preparación10 min
Tiempo de cocción1 h 20 min
Raciones: 4

Ingredientes

  • 2 c. Arroz
  • 1 vaso de  leche de coco

  • 1/2 c. agua
  • 2 cdas de agua
  • ¼ cda de sal
  • 2 mangos grandes pelados y cortados en trozos
  • semillas de sésamo tostadas

Elaboración paso a paso

  • Con un colador de malla fina, enjuague el arroz. Agregue arroz, 1 taza de leche de coco y agua a una olla mediana y deje en remojo durante 30 minutos.

  • Lleve el agua a ebullición a fuego alto, luego reduzca a fuego lento. Cocine a fuego lento, cubierto con la tapa ligeramente entreabierta, hasta que el arroz esté tierno y el agua se haya absorbido por completo, de 9 a 10 minutos. 

  • Mientras tanto, en otra olla mediana a fuego medio, hierva el resto de la leche de coco y el azúcar y la sal a fuego medio. Revuelva hasta que el azúcar se disuelva y continúe cocinando hasta que la mezcla burbujee vigorosamente y se espese un poco, aproximadamente 3 minutos. 

  • Vierta ½ taza de mezcla de coco tibia sobre el arroz y revuelva suavemente para combinar. Deje reposar hasta que se absorba la leche de coco y el arroz se haya enfriado a temperatura ambiente, aproximadamente 30 minutos, hasta 2 horas. 

  • Cuando esté listo para servir, coloque el arroz en el plato con mango. Vierta la salsa restante sobre el arroz y cubra con semillas de sésamo

¿Por qué hacer este postre?

En primer lugar por que está más que bueno, una receta con un íncreible sabor que nos aporta una cantidad interesante de nutrientes.

A eso hay que sumar ese toque exotico que tiene, muy apropiado para los paladares más exigentes.

Cocinar con la leche de coco hará que este arroz adquiera (si cabe) aún más sabor sin apenas ningún esfuerzo extra.

Un postre ideal para cualquier día o para cualquier evento que hagas en tu hogar.

Así que es simple, si te gusta la comida diferente, los postres sabrosos y naturales y además te gusta sorprender a tu paladar… ¿A qué esperas para hacer este postre tailandés?

Además a eso debes de sumar que es una receta muy sencilla de hacer, siempre y cuando sigas al pie del cañón cada uno de nuestros pasos.

Finalmente solo nos queda decirte que la disfrutes mucho y sobre todo… ¡Muy buen provecho!